yogur griego casero, cremoso natural y beneficioso

 El yogur casero es un alimento fermentado que proporciona los probióticos beneficiosos que se necesitan para tener una óptima salud intestinal.

Si bien, generalmente se asume que el yogur es un nutritivo snack, sería prudente ver más allá del empaque y la percepción, para comprender que no todos los tipos de yogur son iguales.

Su cuerpo podría recibir varios beneficios saludables al consumir yogur, o posiblemente ningún beneficio en lo absoluto, en función de la calidad de la leche y los métodos de fermentación utilizados.

Si preparamos el yogur en casa nos aseguramos de que es completamente natural y de que no contiene aditivos ni conservantes que hayan podido adulterar su calidad. Una de las principales ventajas del yogur casero es que no contiene conservantes ni aditivos, y los nutrientes no se han desnaturalizado con procesos industriales. Este alimento concentra una gran cantidad de componentes que nos benefician de muchas formas.

A continuación, la receta para prepararlo y obtener un yogur firme y cremoso…

Ingredientes y materiales

un litro de leche entera

un yogur neutro de supermercado (preferentemente sin azúcar) 1 por litro de leche

leche en polvo 2 cucharadas por litro de leche

una olla

un frasco de vidrio o un tupper

2 toallas o frazadas pequeñas para envolver el frasco o tupper

una bolsa

un repasador de cocina

un colador

Preparación

  • Poner el litro de leche en la olla y ponerla a calentar hasta que insertando nuestro dedo meñique dentro de la leche se queme exactamente a los 6 segundos de tenerlo dentro ni más ni menos, en el caso de tener termómetro de cocina cuando la leche alcanza los 80 grados en ese momento retirar del fuego.
  • Agregar el yogur del supermercado a la leche con 2 cucharadas adicionales de leche en polvo, este agregado hará que consigamos como resultado un yogur cremoso y firme. mezclar con batidor de alambre hasta integrar todo bien.
  • Colocar el preparado en un frasco de vidrio o tupper taparlo con su tapa correspondiente y a continuación mientras todavía está caliente el preparado envolvemos el frasco o tupper con 2 frazadas pequeñas para que el calor permanezca en el recipiente el mayor tiempo posible para que se genere el efecto deseado y logremos nuestro yogur.
  • Luego de envolver bien el recipiente colocar el recipiente cerrado y envuelto en frazadas dentro de una bolsa de plástico seguido de eso colocar el recipiente cubierto y envuelto con la bolsa y las frazadas dentro del horno apagado o un lugar donde se conserve lo más posible y por más tiempo el calor.
  •  Dejar reposar ahí 12 horas concurridas las 12 horas colocar el repasador de cocina encima del colador con un recipiente debajo del colador para quitarle el agua al preparado, verter el contenido encima del repasador de cocina y dejar que gotee a través del repasador y el colador durante 2 horas aproximadamente o hasta el momento donde ya no caigan gotas de agua,
  • Luego de eso sostener el repasador con el yogur como si fuera una bolsa cuidando que el yogur no se caiga por ningún lugar y exprimir lo que queda de agua hasta quitarle el agua completamente.
  •  luego de quitarle toda el agua obtendremos un yogur firme y cremoso, ese es el momento de poner nuestro yogur en un recipiente y llenar aparte un frasco de vidrio pequeño con el yogur antes de endulzar, luego endulzar con miel el resto de yogur preparado y llevarlo a enfriar a la heladera junto con el frasco una hora mínimo donde se volverá todavía más firme y cremoso.

Con el frasco que guardamos y refrigeramos sin endulzar podrás elaborar nuevamente yogur casero sin necesidad de comprar un nuevo frasco en el supermercado, 1 frasco de yogur casero puro por litro de leche y sin endulzar te dará una nueva elaboración de yogur casero mas natural y mas sano incluso mas cremoso.

Aclaración:

Si usas buenos productos para elaborar tu yogur casero como por ejemplo una marca de leche entera que no este diluida con agua podrás incluso lograr el mejor resultado de yogur en el periodo de tiempo corto de unas 4 o 5 horas solamente, en cambio si usas una leche muy rebajada en agua el proceso será mas largo y será bastante mas liquido el resultado a comparación con los elaborados con una buena leche entera desde el principio.

Beneficios del yogurt griego casero y natural

Es de fácil digestión y puede incluirse en la dieta de manera sencilla.

Es ideal ante infecciones en el sistema digestivo, ya que contiene cien millones de bacterias que producen vitaminas del grupo B en el proceso de fermentación.

Sus compuestos ayudan a estabilizar la flora intestinal y los microorganismos del sistema digestivo. Sus bacterias convierten la lactosa en ácido láctico.

Se recomienda para prevenir problemas de diarrea al tomar antibióticos y disminuir los síntomas de estreñimiento, incluidos el malestar y dolor de estómago.

No solo para nuestro aparato digestivo, el yogur natural también es eficaz en otros aspectos

Contiene calcio, magnesio y fósforo, minerales indispensables para tener unos huesos sanos y fuertes.

Puede ayudar a disminuir el colesterol total reduciendo los niveles del colesterol malo o LDL (lipoproteína de baja densidad).

Varios estudios han determinado que su consumo regular podría ayudar a reducir el riesgo de infecciones vaginales como, por ejemplo, la candidiasis.

El yogur y la belleza

El yogur natural se puede utilizar en tratamientos de belleza y no solo incluyéndolo en la dieta, también se puede aplicar de forma tópica.

Es un aliado de la salud de la piel, ya que le proporciona suavidad, regeneración, salud y belleza.

Ya lo ves, el yogur tiene infinidad de propiedades beneficiosas para nuestra salud y nuestra belleza.

Entre las afecciones estomacales más frecuentes en la población se encuentran la gastritis y las úlceras estomacales o duodenales.

En muchos casos, estas enfermedades están asociadas a la presencia en el estómago de una bacteria llamada Helicobacter pylori.

Algunas investigaciones han demostrado que los lactobacilos del yogurt son capaces de inhibir la colonización por esta bacteria, además de tener un efecto protector sobre la mucosa gástrica.

En resumen, si tienes gastritis, tomar una taza de yogurt por día puede ayudarte a aliviar los síntomas.

Ayuda a prevenir el cáncer

Las beneficiosas bacterias presentes en las leches fermentadas también pueden disminuir el riesgo de sufrir varios tipos de cáncer.

 la regulación de la flora intestinal promovida por estas bacterias y el estímulo que realizan sobre el sistema inmunitario serían los mecanismos que consiguen el efecto antitumoral.

En diversas pruebas de laboratorio, los probióticos han logrado disminuir el riesgo de sufrir cáncer de colon, cáncer de seno y cáncer de vejiga.

Alivia las alergias

los famosos probióticos también pueden curar o al menos aliviar las alergias. Se sabe que el tejido linfoide presente en el intestino juega un papel muy importante en el desarrollo de estas afecciones.

Los probióticos reducen la inflamación intestinal, equilibran la población de linfocitos y regulan la secreción de citoquinas, todo lo cual contribuye a disminuir la aparición de alergias.

¿Sabías que el yogurt puede ayudarte a perder peso?

Un estudio publicado en la International Journal of Obesity, mostró que la sustitución de ciertos alimentos por yogurt (con igual contenido calórico), ayudó a un grupo de personas con obesidad a perder más kilos.

Las personas que tomaron yogurt, en el marco de una dieta hipocalórica, perdieron 22% más peso corporal total y también redujeron un 80% más de grasa abdominal, en comparación con las personas que no incluyeron este alimento en sus dietas.

Reduce el riesgo de diabetes

Una taza diaria de yogurt puede disminuir el riesgo de sufrir diabetes tipo 2, es lo que sugieren los resultados de un estudio llevado a cabo en la Universidad de Harvard.

La investigación se basó en la información de las dietas llevadas por más de 200 mil profesionales de la salud.

Los científicos realizaron un seguimiento de la alimentación de estas personas durante 30 años, encontrando que quienes habían incluido una porción de yogurt en su alimentación diaria tuvieron un 18% menos de riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Alivia la intolerancia a la lactosa

Muchas personas alrededor del mundo sufren de intolerancia a la lactosa. En buena parte de los casos, la intolerancia se debe a la deficiencia de una enzima llamada lactasa, encargada de digerir la lactosa (un azúcar), presente en la leche y otros derivados lácteos.

Sin embargo, diversas investigaciones han revelado que ciertos lactobacilos presentes en el yogurt son capaces de digerir la lactosa, facilitando la digestión de este azúcar en las personas intolerantes.

Fuente de vitaminas

El yogurt es una fuente importante de potasio, fósforo, riboflavina, yodo, zinc, y vitamina B5. También contiene vitamina B12, la cual mantiene a las células rojas y ayuda al sistema nervioso a funcionar adecuadamente

Ayuda a recuperarse tras el ejercicio

Con la correcta proporción de proteínas y carbohidratos, el yogurt, especialmente los altos en proteínas como el griego, son una buena opción para ingerir tras el ejercicio.

Las proteínas contienen los aminoácidos que necesitan los músculos para repararse y los carbohidratos reemplazan la energía almacenada.

Previene los resfriados

De acuerdo a un estudio de la Universidad de Viena, las mujeres que comían una porción de yogurt al día tenían más activas y más fuertes las células T, las cuales combaten las enfermedades e infecciones.

Las bacterias saludables que se encuentran en el yogurt ayudan a enviar señales a las células de estimulación inmunológicas para combatir virus o bacterias dañinas.

Las personas alérgicas, que normalmente tienen niveles bajos de células T, pueden disminuir sus síntomas añadiendo el yogurt a sus dietas. En un estudio publicado en Journal of Nutrición, las personas que comían una porción al día tenían menos síntomas que las que no tomaban nada.

Y lo mejor es que preparar yogur casero es muy sencillo y no requiere de mucho tiempo. ¿Te animas a probarlo?

Ingresa a mi pagina principal:

Conoce autogestivos:

¿Te gustó este artículo?

Últimos Artículos

Suscríbete y recibe las novedades en tu email

Pin It on Pinterest

Share This
Ir arriba