La fórmula del éxito para la educación en familia, introducción a la educación en casa

La educación en el hogar es el proceso mediante el cual se aplica la educación de los niños exclusivamente en el ámbito del hogar familiar, en círculos un poco más amplios o en la propia naturaleza (playas, montañas, bosques, vecindarios.) fuera de las instituciones de escolarización convencionales tanto públicas como privadas.


Existen diversas motivaciones para la educación en el hogar, que habitualmente tienen como objetivo principal el desarrollo de una forma de aprendizaje innovadora, fuera de los paradigmas de la escuela tradicional. En muchos lugares la “educación en el hogar” es una opción legal para padres que quieren formar a sus hijos en un ambiente de enseñanza diferente al que existe en las escuelas convencionales.
Los motivos por los que generalmente se opta por esta clase de educación en familia son muchos entre ellos:

  • Acoso escolar, abuso de autoridades, ofrecer contenido de manera generalizada sin considerar las capacidades de intelecto mayores o menores de cada niño.
  • No considerar las posibles facilidades o dificultades que cada niño puede tener exigiendo que sigan un ritmo y un método de enseñanza ineficiente lo que lleva a múltiples diagnósticos precipitados y erróneos por parte de los docentes a cargo sobre las capacidades cognitivas e intelectuales de los niños.
  • Desacuerdo con el método de enseñanza convencional o los tratos recibidos en las instituciones por parte de los docentes o directivos.

Existen distintas maneras de aplicar la educación en casa y en familia los métodos son elegidos en base a lo que mejor funciona para cada familia.
Esta la Educación libre conocida como unschooling en la que el método de enseñanza se da a través de juegos lúdicos y con las experiencias mas cotidianas como ir a comprar alimento, escuchar historias leídas por sus padres, cocinar, cuidar el jardín, armar rompecabezas, construir, crear arte, experimentar, etc. o aprender de las experiencias y oficios que cada integrante de la familia tiene para ofrecer desde la práctica, brindando al niño una amplia gama de aprendizaje que utilizarán útilmente en el desempeño de su vida diaria presente y futura.

El aprendizaje ocurre espontáneamente durante el curso diario de la vida de acuerdo a sus propios horarios, en sus propias maneras. Aprenden a través de una continuación de los mismos métodos utilizados por los niños pequeños –jugando, explorando, probando cosas y pidiendo instrucción. Se encuentran diferentes puntos de la gama de enfoques educativos durante distintas etapas de su vida. Incluso dentro de una sola familia, los niños pueden preferir niveles variados de estructura y dirección.


Está también el método de educación curricular en el hogar conocido como homeschooling donde se trabaja con semejanzas a lo que sería una curricula escolar convencional pero en casa, los niños rinden exámenes anuales correspondientes al año que cursarían en una escuela convencional.

La fórmula del éxito para la educación en familia, introducción a la educación en casa

Cuando los padres toman la decisión de educar en casa entran en confusión creyendo que deben otorgar a sus hijos un sistema de aprendizaje lo mas parecido a lo que encontrarían en la escuela.
Conoce la verdadera fórmula del éxito para la educación en familia dentro del hogar teniendo en claro lo verdaderamente importante.

  • Desescolarización mental: Deja de ver el aprendizaje por asignaturas cerradas o por currículos, todo está conectado, se aprende más con juegos y con experiencia que con cualquier otra cosa, cualquier cosa de nuestra vida es una excelente oportunidad para aprender.
  • Utiliza el tiempo en casa para conocer a tu hijo: Aprende que le gusta hacer, que le divierte y que le interesa para crear un método de aprendizaje adecuado y personalizado para cada hijo en particular, considerando y respetando sus tiempos, procesos y sus gustos.
  • Olvídate de los currículums: El aprendizaje esta en todos lados y en toda situación no necesitamos categorizarlo por materias o por edades para aprender, tampoco imponer horarios o tareas para sentir que los estamos educando o les estamos enseñando.
  • Desintoxicación escolar: Debemos dar a nuestros hijos el espacio y el tiempo para desintoxicarse de lo que la escuela convencional generó en ellos, en este tiempo padres e hijos deben aprender el uno del otro para orientar el aprendizaje desde un lugar interesante, eficaz y satisfactorio para todos.

Ese tiempo puede ser de semanas, meses incluso un año y debemos utilizarlo para organizarnos, no debemos imponer tareas o cosas que se asemejen al currículo escolar convencional, debemos permitirles hacer otras actividades, incluso no hacer nada relacionado con materias escolares durante un tiempo hasta orientar sus verdaderos intereses como vía de aprendizaje.

  • Cuida el bienestar de tu familia: El aprendizaje esta en todos los juegos y en todas las experiencias de la vida, no se trata de memorizar o de mecanizar métodos, estas en casa no en una escuela, nada es mas importante que disfrutar de tus hijos y del tiempo en familia es una oportunidad de aprendizaje para todos no solo para tus hijos. Es una excelente oportunidad de fortalecer los vínculos, no permitas que las tareas o las exigencias rompan el bienestar familiar.
  • Confianza presencia y acción: Debemos tener confianza en nuestra capacidad y en la de nuestros hijos, en especial cuando tenemos dudas actuando siempre desde lo que sabemos que es mejor para el bienestar de nuestros hijos y de la familia. Debemos estar presentes disfrutar de cada momento con nuestros hijos, disfrutar de cada logro y estar siempre cuando nos necesitan, Y debemos tomar acción, que les demos libertad para aprender de manera personalizada e ilimitada no significa que nos quedaremos mirando a nuestros hijos sin hacer nada, significa que los guiaremos de manera adecuada para que adquieran aprendizaje y experiencia por si mismos y tengan la capacidad de reflexionar, entender la vida, solucionar problemas y desempeñarse de manera adecuada e inteligente en las situaciones que la vida les presentará en el presente y futuro.
  • Si te atreves a enseñar no dejes de aprender: Dejaremos totalmente de lado la idea de que nosotros somos los maestros y nuestros hijos los alumnos, en esta experiencia todos aprendemos de todo y de todos y siempre debemos dar el ejemplo demostrando que tenemos interés de aprender cada día más y que cuando queremos aprender conseguimos las maneras de hacerlo enseñando eso también a nuestros hijos.
  • Céntrate en ti y en tu familia y olvídate de lo que hacen los demás: En este caso no importa si los hijos de la vecina leen mas rápido o si el hijo de mi hermano sabe las tablas de multiplicar de memoria, cada hijo tiene sus propios tiempos, sus propios procesos y métodos para aprender debemos confiar en ellos y en nosotros dejando de calcular que tan rápido aprenden los demás o como lo hacen.

Recuerda que cada padre debe encontrar el mejor ajuste para su familia, poniendo como prioridad las necesidades particulares de cada uno de sus miembros, independientemente de la fuente de donde provengan los recursos.

Ingresa a mi pagina principal:

Conoce autogestivos:

83 / 100

¿Te gustó este artículo?

Últimos Artículos

Suscríbete y recibe las novedades en tu email

Pin It on Pinterest

Share This
Ir arriba